El cruce duodenal o derivación biliopancreática con cruce duodenal, consiste en la combinación de dos técnicas: el sleeve o tubo gástrico, y el bypass biliopancreáticoEl sleeve o tubo gástrico aporta el componente restrictivo (se reduce el tamaño del estómago y, con ello, la cantidad de alimento que puede ingerir el paciente), mientras que el bypass biliopancreático aporta el componente malabsortivo (se reduce la longitud efectiva del intestino y, con ello, la absorción de nutrientes). El componente restrictivo (sleeve o tubo gástrico) consiste en una reducción de estómago en la que se conserva el píloro (válvula que regula el vaciado del estómago).

Por otra parte, el componente malabsortivo (bypass biliopancreático) consiste en dividir el intestino delgado en dos segmentos de distinto tamaño que se unen en un canal común. El segmento digestivo se encarga de llevar los alimentos desde el estómago hasta el canal común, mientras que el segmento biliopancreático transporta la bilis y el jugo pancreático hasta el canal común. Así, la digestión total se realiza en el canal común que, por ser más corto, consigue que los pacientes absorban sólo el 30% de las grasas y el 80% de los hidratos de carbono.